POSEIDÓTICA: “ES MUY DIFÍCIL SER AUTOGESTIVO EN ESTE PAÍS”

Después de casi veinte años de carrera y cuatro discos en su haber, Poseidotica demuestra que la autogestión es un camino difícil pero que puede dejar varias recompensas. Martín Rodríguez (bajo) y Santiago Rua (guitarra) hablaron con SPE de sus tiempos y modos de trabajo, su manera de atravesar dos décadas en la escena nacional y nos adelantaron parte de lo que será el Concrete Jams en el Teatro Vorterix.

SPE: ¿Cómo describirían la evolución de Poseidotica en casi veinte años de carrera?

SANTIAGO RUA: Es difícil describir la evolución estando adentro. A veces para notar ese tipo de cambios hay que poder tomar distancia y abstraerse de un montón de cosas. La evolución también se da por el no parar a ver qué está pasando, sino en seguir haciendo las cosas que nos gustan.

“Siempre que invitamos una banda buscamos ofrecer igualdades y respeto”.

MARTÍN RODRÍGUEZ: Hay una química lograda tanto arriba como abajo del escenario, en el día a día. Pasamos bastante tiempo juntos y hay una comunicación constante, aún más con toda la comodidad de tener redes sociales y celular. El ensayo para nosotros es un templo: nos juntamos a rajatabla dos veces por semana desde hace más de quince años.

SR: Hay muy pocas veces en las que decidimos no ensayar, pero siempre es para ocupar ese tiempo en alguna reunión de producción o para juntarnos a zapar de manera libre.

SPE: Se podría decir que fueron adaptando su rutina a Poseidotica.

SR: Poseidotica es una parte central de nuestra rutina.

MR: Todo se va adaptando en torno a nuestros ensayos y a nuestras fechas. Más teniendo en cuenta que nosotros nos encargamos de todo lo que es el armado de un show: no tenemos un manager digitando todos las fechas que nos salen. Es algo que manejamos nosotros construyendo, aprendiendo y buscando nuevas maneras de llevar a cabo un show en vivo. Por eso la evolución se da por varios lados. Como decía Santi, en lo musical si bien hay búsquedas de nuestra parte, uno a veces no se percata de lo que va cambiando. Siempre nos interesa traer cosas nuevas y que la gente lo note, que no se aburran pensado: “Uh, siempre lo mismo”.

SPE: ¿Cómo es ser una banda autogestiva hoy en día?

MR: Sinceramente, es muy difícil ser autogestivo en este país y en este contexto. Hoy en dia la venta de entradas bajó un montón, y es algo que termina afectando tanto a Fito Páez como a nosotros. También creemos que puede ser muy grato mientras uno mantenga objetivos realistas. Hemos visto muchas bandas separarse por seguir búsquedas desmedidas y terminar decepcionados.

SR: La coyuntura en este país siempre fue una piedra en el camino para nosotros. Pero siempre decidimos mantenernos en movimiento y haciendo cosas.

“El deseo de sacar un disco está, aún no sabemos si saldrá este año”.

MR: Además somos una banda instrumental, lo que nos aleja totalmente del mainstream. Hoy en dia capaz es más común ver grupos sin vocalista, pero cuando arrancamos éramos unos «bichos raros». Nos ganamos ese lugar haciéndonos el aguante entre nosotros. Sabemos qué queremos y qué no queremos ofrecer, tanto al público como a los músicos y músicas que nos acompañan en los escenarios. Tenemos códigos y compromisos claros, siempre que invitamos una banda buscamos ofrecer igualdades y respeto. Nos gusta que todos nos quedemos con algo más allá del show.

SPE: ¿Y qué sería a lo que no quieren apuntar?

SR: En lo musical no hay mucho a lo que nos neguemos, no se nos suelen presentar situaciones en las que no nos sintamos bien.

MR: Si se nos presentara una compañía que nos dijera: “Tienen que hacer lo que nosotros queramos por X cantidad de dinero”, calculo que no lo haríamos, o no bajo el nombre de Poseidotica. Igual jamás nos pasó [risas].

SR: Nos parece que el proyecto se merece artísticamente que podamos manejarlo bajo nuestras condiciones y que nadie quiera meter mano en medio. Nosotros tenemos planeado un show para el cual necesitamos ciertas cosas, y si no las tuviéramos a mano se haría difícil hacerlo.  

SPE: Ustedes le dan mucha importancia a lo performático del show en vivo…

MR: Si, planteamos distintos shows que van cambiando con nuestras etapas. Así como en un momento invitábamos artistas a cantar, después nos empezamos a plantear el hacer recitales temáticos como ‘Pascuas Profanas’ o ‘Rebelión Zombie’, intentado darle una vuelta visual al vivo. Ahora estamos volviendo más al núcleo sin pensar en lo temático.

SR: Estamos pensando más en nuestro próximo material, que probablemente puede decantar en algún tipo de show. Aún no lo sabemos.

SPE: ¿Apuntan a que un nuevo disco salga este año?

SR: Este año seguro sacamos algo nuevo. No tenemos claro si en formato LP o singles. El deseo de sacar un disco está, aún no sabemos si saldrá este año.

MR: La verdad, no nos corre nadie. Lo importante es que el material esté bueno y las canciones nos gusten. Desde la salida de El Dilema Del Origen (2015) venimos experimentando bastante y sumando nuevos instrumentos desde la práctica interna de la banda.

SPE: ¿Cómo es su proceso de composición?

MR: Es un poco indescriptible, vamos probando distintas cosas. Ahora nos planteamos el desafío de no hacer lo que hacemos siempre y ver que sale de eso. No nos gusta tener ataduras.

SR: Tenemos el hábito de grabar todo lo que hacemos en nuestra sala. Eso nos abre mucho el panorama. Sabemos que es un proceso lento, pero es nuestra manera de trabajar.

SPE: Para cerrar: ¿qué me podrian adelantar del Concrete Jams?

MR: Concrete Jams es para nosotros un regreso al Teatro Vorterix. Se presentó como la posibilidad de una fecha rodeados colegas a quienes queremos mucho como Carca, con quien estrenamos hace poco los videos de la ‘Rebelión Zombie’. También nos emociona el tocar con sangre nueva como Knei, Sentidos Alterados y Piba. Nos parece que va a ser una fecha muy variada e interesante.

SPE: ¿Y qué planes hay para el 2019 en general?

SR: Mas allá de lo que dijimos de sacar nuevo material, esperamos poder seguir tocando bastante. Ya para el 2020 planeamos preparar un documental sobre los veinte años de la banda.