RAYOS LÁSER: “NO TRABAJAMOS BAJO EXPECTATIVAS AJENAS”

El trío cordobés Rayos Láser estrenó su tercer disco a finales del año pasado. Tras el clásico descanso por las vacaciones y la poca actividad de los primeros dos meses del año, lo presentan hoy jueves 7 de marzo en La Tangente. Previo al aterrizaje de su nuevo álbum, Un Regalo Tuyo (2018), en Buenos Aires, charlamos con Tomás Ferrero, César Seppey y Gustavo Rodríguez sobre cómo fue el proceso detrás del mismo y el momento que atraviesan como banda.

SPE: Leí que este disco se trabajó durante dos años ¿Cómo fue poder dedicarle tanto tiempo a un álbum?

César Seppey: El proceso nos llevó tanto tiempo porque, al contrario que en otros discos, le dimos el tiempo necesario a cada cosa. Desde la preproducción, después los arreglos, la grabación... todo estuvo en su lugar y nada fue apurado.

Tomás Ferrero: También como vivimos en Villa María era complicado coordinar horarios de estudios. No pudimos trabajar los 365 días de cada año. Veníamos cuando podíamos y el tiempo que alcanzábamos.

CS: Pero eso también tuvo algo lindo de alguna forma porque fue madurando. Capaz volvíamos y estábamos sin escuchar nada y cada vez que nos encontrábamos con la música de vuelta estábamos «frescos». Antes quedábamos re manija y estábamos todo el día escuchando lo que grabábamos y medio nos quemaba.

“No laburamos con expectativas ajenas”

SPE: ¿Les pasó de cambiar de decisiones y gustos en todo ese lapso de tiempo?

CS: Hay un tema del disco que llegó hasta etapa de mastering y estaba por salir, pero en la etapa final nos dimos cuenta de que no nos gustaba y quedó afuera. Pero en lo general no pasaba tanto, fue bastante llevadero.

Gustavo Rodríguez: Claro, en la preproducción igual habremos hecho 16 o 17 maquetas de las cuales quedaron once. En el trayecto fuimos descartando.

SPE: Y con tres discos ya: ¿Qué pueden decir sobre su evolución hasta ahora?

GR: Australopithecus, homo erectus, homo sapiens [risas]. Hay una esencia que sigue intacta que es nuestra amistad, nuestras intenciones y la manera de encarar las cosas. Después, toda la parte del ejercicio profesional va evolucionando.

SPE: ¿Sienten que hay presión ahora? ¿La gente tiene expectativas?

GR: No, no laburamos tanto con expectativas ajenas.

CS: Eso sería ideal, pero en general no nos pesa tanto la expectativa. En el primer disco también fue más por tener una cantidad de canciones y hacer el ejercicio casero de grabar, mezclar y producir.

SPE: A diferencia de las tapas anteriores, que eran ilustraciones digitales, esta es una foto simple de los tres. ¿Qué intentan decir?

TF: Fue una charla con la productora y el sello. Consideramos que era momento de mostrarnos y poner la cara, por decir de alguna manera.

GR: También daba con el concepto musical y sonoro del disco.

CS: Queríamos que sea algo más orgánico.

SPE: ¿Y cómo se sienten con el resultado final?

GR: Chochos.

TF: Superó nuestras expectativas.

“En la escena cordobesa la vara cada vez está mas alta”

SPE: ¿Cómo ven la escena cordobesa hoy en 2019?

TF: Rara, ahora parece que volvió. Modestia aparte, tenemos una culpa de que haya una escena de vuelta. Fuimos partícipes de algo groso.

GR: Nosotros tomamos la decisión de vivir en Villa María y generar algo desde ahí. Por ahí no evolucionó tanto como nos hubiera gustado, pero elegimos nuestra calidad de vida por encima del trabajo y no estamos para nada arrepentidos.

TF: Pasa que ahí tampoco hay una visión ni política, ni municipal, ni social. A la gente hay que acompañarla y mostrarle todo.

GR: Vemos como positivo igual que cada vez la vara está más alta, las bandas suenan bien y hay buena onda entre ellas.

SPE: ¿Qué sigue para el resto del año?

TF: Presentar el disco donde podamos. Seguramente vayamos a Mendoza, Rosario, Salta, en el norte, etc.

CF: Está el plan o la idea de ir a México, pero no hay nada definido.